LA PARÍS-NIZA TENDRÁ UN PUERTO DE PRIMERA EN LA PENÚLTIMA ETAPA

La París-Niza, que este año celebra su edición número 76 del 4 al 11 de marzo, tendrá como punto álgido la ascensión en la séptima y penúltima etapa del puerto de primera de Valdeblore-La Colmiane, a 1.500 metros de altitud y con una pendiente media del 6,2 %.

Los organizadores presentaron hoy el trazado, en el que también destaca la cuarta etapa, una crono individual en la ciudad de Saint-Étienne, de 18,4 kilómetros, y la octava y última, un recorrido de 110 kilómetros en torno a Niza concebido “para favorecer los ataques” con seis pequeños altos.

La prestigiosa prueba tendrá su pistoletazo de salida en Chatou, a las afueras de París, donde los ciclistas se enfrentarán a una jornada sinuosa de 135 kilómetros hasta Meudon.

La segunda etapa, de 187 kilómetros en plano, abandonará la región parisina hacia el centro del país al llevar a los corredores de Orsonville a Vierzon. La tercera será la más larga, de 210 kilómetros, entre Bourges y Châtel-Guyon, en el macizo central francés.

Superada la cuarta jornada de la crono, los corredores afrontarán la quinta y sexta etapas ya en el sur del país: entre Salon-de-Provence y Sisteron (163,5 kilómetros); y entre Sisteron y Vence (188).

La pasada edición, la ganó el colombiano Sergio Henao (Sky), por delante del español, ahora ya retirado, Alberto Contador (Trek-Segafredo), que se quedó a solo dos segundos, y del irlandés Daniel Martin (Quick-Step).\